La construcción industrializada en España

El sector de la construcción y la vivienda está cada vez más preparado para abrazar cambios, según la directora de proyectos de Prêt-à-porter casas. No es nuevo que la construcción industrializada se ha hecho hueco en este campo. Además, se ha consolidado en nuestro país por su rapidez, eficiencia y versatilidad y por representar una opción muy atractiva tanto para particulares como para profesionales.


Hace unos años en nuestro país ya se hablaba de este método de construcción y podemos decir que en 2023 es una realidad ya más que asentada.

La construcción industrializada consiste en sistematizar todos los procesos involucrados en la construcción de una vivienda para optimizar los recursos, ahorrando costes y tiempo. En Prêt-à-porter casas la construcción de nuestros hogares no empieza y acaba en obra, sino que se inicia en la industria y finaliza en obra. La mayor parte de los trabajos se realizan en una fábrica, en condiciones controladas y sin imprevistos. Se automatizan y parametrizan todos los procesos teniendo en cuenta la demanda y la producción con el objetivo de mejorar en producto, en precio y en eficiencia: de este modo solamente ejecutamos lo previsto, ni más ni menos.

En el marco actual, la construcción industrializada representa aproximadamente un pequeño porcentaje en el sector en comparación con otros países europeos como el Reino Unido o Alemania.

Los retos y desafíos del contexto actual generan una incertidumbre que, a pesar de todo, muchas empresas lo utilizarán para adaptarse y volverse más resistente. Por ello, según IFS, empresa de aplicaciones empresariales que apuesta por la industria a nivel global, una de las tendencias de los próximos años será que el 30% de las empresas cambiarán su sistema de construcción a un modelo industrializado en 2025.

Si bien es una realidad que ha habido muchos factores que han desestabilizado el mercado, como el conflicto bélico, la inflación o el coronavirus, la sostenibilidad y la digitalización aportarán al sector los beneficios que se precisan en este momento como la reducción de tiempos, el mínimo impacto medioambiental o incluso las propias reinvenciones de las compañías.

Tendencia en el sector de la construcción industrializada en España

Haciendo un análisis del sector de la construcción en España, podemos ver que en el año 2017 se construyeron 27.502 viviendas llegando a 31.476 en 2019, año Pre-COVID. Coincidirán muchos sectores en la recesión del 2020 con la llegada del COVID y la paralización del mercado dónde las obras y proyectos se paralizaron por completo. No obstante, el año 2021 se cerró con una subida de viviendas construidas de 35.839, recuperando así la tendencia que arrastrábamos en años anteriores, según datos del Ministerio de transportes movilidad y agenda urbana.

Se estima que este pasado año cerrará con al menos, una cifra superior al 2021 aunque con un incremento exponencialmente menor debido a la situación actual derivada de la guerra en Ucrania y la subida de precios de las materias primas y los tipos de interés.


Imágenes cedidas: Shutterstock, Prêt-à-porter casas