Cómo llevar el mediterráneo a una vivienda victoriana en Londres

Sus habitantes pasan gran parte del año en Grecia, “decidimos infundir a través del interiorismo el ambiente vacacional típico de las casas de las Islas Griegas, con una especial atención en conseguir una vivienda muy acogedora y cálida, acorde con el clima frío de Londres” explica la interiorista y fundadora del estudio de interiorismo internacional Studio Beleta, Belen White Campos.


La vivienda, distribuida en dos plantas y con más de 200 metros cuadrados de superficie, se halla en un típico edificio londinense de fachada victoriana, a un paso del Victoria & Albert museum y del Royal Albert Hall.

Belen White Campos ha inundado de sensibilidad mediterránea esta casa, donde la sensación de estar en un lugar especial entre Londres y Atenas lo invade todo nada más cruzar el umbral de su puerta. Un espacio relajante, acogedor, confortable y cálido.

La combinación de distintos materiales es un elemento clave del proyecto, donde predominan el mármol, el ratán, la cerámica y los elementos pintados a mano. La paleta de colores se mueve entre azules y amarillos, combinados con otros más inesperados como el rojo cereza y rosa frambuesa.

Su dueño pasa gran parte del año en Grecia, por lo tanto, se ha querido proporcionar la sensación de una residencia de vacaciones, pero cálida para vivir.

En el salón destaca una exquisita combinación de muebles lacados -como un gran aparador/ mueble bar en azul y mesitas en un tono frambuesa- con sillones tapizados en amarillo mostaza y otros de fibras naturales, así como un confortable sofá en lino blanco. En las paredes, pintadas en un blanco roto, destacan distintos platos cerámica pintados a mano e imágenes de lugares del Mediterráneo enmarcadas.

Las plantas, de gran altura, aportan frescura y conectan con el exterior, donde la luz entra muy generosa a través de los grandes ventanales típicos de las casas victorianas londinenses con vistas al jardín comunitario.

Belen White Campos ha buscado enfatizar las elevadas proporciones del apartamento al resaltar su arquitectura interior. Desde la altura de los techos hasta las cornisas, hasta el color de las ventanas en un azul Bluebird que subraya su altura.

Un trocito del Mediterráneo en Londres


La adición de una chimenea preexistente en el salón fue todo lo que se necesitó para completar la sensación relajada y contrarrestar el clima a veces poco templado del Reino Unido. Aparte de eso, estos interiores transportan instantáneamente al verano en las costas más soleadas. “Es un hogar que se siente cálido, relajado y acogedor» afirma Belen White Campos. “Habitar este espacio permite calmar la mente”.

Al dueño de esta casa le gusta socializar y entretener a sus invitados. Con ese objetivo actualmente Studio Beleta está realizando trabajos en las dos terrazas (dúplex), que albergarán un bar y una mesa con hoguera para disfrutar de ambos espacios en los días más fríos del año.

Imágenes cedidas: Rachael Smith