De cero a cien aprovechando todos los materiales nobles

El estudio de interiorismo Pia Capdevila Interiorismo se ha encargado del proyecto de interiorismo del 2CERO7 Restaurant, un espacio gastronómico situado en la planta inferior del Aparthotel Atenea 4* de la cadena hotelera City Hotels Hispania, en pleno centro financiero de la ciudad de Barcelona con más de 40 años de historia. “Hemos querido crear más que un restaurante, hemos querido crear una experiencia”, comenta la interiorista.

La idea creativa del estilismo del nuevo restaurante ha sido una colaboración de la interiorista Pia Capdevila con la estilista Mar Gausachs. Como resultado, el nuevo 2CERO7 Restaurant es una actualización del original con una estética más fresca, joven e informal, que ha conseguido mantener la belleza de los materiales nobles tan característicos del restaurante original como la madera de iroco natural del suelo, el mármol verde Guatemala de algunas de las paredes y las lamas de aluminio blanco del techo que dejan entrar la luz natural del exterior.

El objetivo fue crear un restaurante acogedor que se convierta en lugar de referencia y de tendencia donde el cliente se sumerja y transporte a un lugar mágico lleno de texturas, naturalidad y elegancia. “Su imagen original estaba inspirada en un camarote de barco con materiales nobles como el mármol y la madera que quisimos aprovechar. Para conseguirlo, hemos enfocado el nuevo interiorismo a un estilo mediterráneo en el que los materiales tomaran el protagonismo y el verde, tanto fresco como artificial, aportara un toque de naturaleza”, comenta Pia Capdevila. La base de todo el proyecto se centró en el mix de elementos, tan diferentes y tan parecidos a la vez, como los tejidos naturales, la madera, la naturaleza, el hierro y el ratán.

El estudio ha generado un trabajo de reinterpretación y actualización a través de una nueva distribución de los espacios teniendo en cuenta los servicios que requiere la actividad de un restaurante, una nueva disposición de los comensales para conseguir optimizar la capacidad de servicio, nuevo mobiliario, la adaptación de los materiales nobles existentes, la implementación de nuevos materiales y un estudiado proyecto de iluminación.

El objetivo fue crear un restaurante acogedor donde el cliente se sumerja y transporte a un lugar mágico lleno de texturas, naturalidad y elegancia

Distribución de los espacios

El restaurante cuenta con una superficie de 200 m² cuya distribución se entiende en cuatro zonas: la entrada lounge, a la derecha, la barra de bar, y a la izquierda aprovechando el techo más bajo se han diseñados pequeños espacios más íntimos inspirados en cuevas con mesas más pequeñas para pocos comensales. La parte central del espacio se ha destinado a comedor general con mesas más grandes.

Dentro de cada uno de los cuatro ambientes se ha querido destacar ciertos elementos sorprendentes y diferentes, pero todos con la misma línea visual y cromática.

Zona lounge. Se ha creado una pequeña zona de relax en la entrada que sorprende al comensal como un espacio de relax y de espera con cómodas butacas y originales lámparas como protagonistas decorativas.

La pared original de mármol verde Guatemala, en perfecto estado, se extiende desde esta zona hacia la barra de bar. En esta zona la pared de mármol se ha decorado colocando el rótulo del nombre del restaurante en neón vestido de un original jardín vertical en el que se combina verde artificial con piezas de fibra natural inspiradas en el diseño de salvamanteles.

Todos los detalles del 2CERO7 Restaurant han sido cuidadosamente escogidos para trasmitir un interiorismo cálido y fresco a la vez. La paleta de colores utilizada en todo el espacio nace a partir del color verde de este revestimiento de mármol original de la pared del lounge. Los listones de madera diseñados a medida para este proyecto, y que se repiten en cada una de las diferentes zonas, se inspiran en las lamas de aluminio blanco originales del techo a través de las que accede la luz natural del exterior al restaurante.

Aprovechando el juego de alturas que tiene el espacio, se han diseñado varias composiciones vegetales en paredes y techos, tanto con vegetación natural como artificial.

La mezcla de texturas, colores, brillos y reflejos de las composiciones de techo diseñadas por la interiorista aporta un toque selvático que, a además, consigue otorgar movimiento al espacio

Zona barra de bar. Al adentrarse tras el lounge, a la derecha del espacio aparece la gran protagonista: la gran barra de bar diseñada en laminado de madera con paneles movibles y sobre de madera maciza, que da calidez y hace destacar el mármol original verde de la pared. Tras la barra de bar se esconde la cocina del restaurante.

“La actualización de la barra la conseguimos con el diseño de listones de madera sobre el mármol verde. Esta barra debía de funcionar también como zona de desayuno buffet, por lo que diseñamos un sistema de panelado que dejara algunas zonas más protegidas y permitiera jugar con él como una pieza móvil para tapar o descubrir las zonas necesarias en cada momento”, explica la interiorista.

Zona de las Cuevas. En el lateral derecho, a lo largo de todo su recorrido longuitudinal, los techos son más bajos. Motivo por el cual se ha aprovechado para crear tres espacios con varios rincones más íntimos. Toda la pared de esa zona se ha revestido con paneles de aplacados de madera a modo de arrimaderos en un tono verde oscuro y se ha instalado, también, varias composiciones de vegetación artificial que consigue rincones más acogedores.

Para cada una de las tres cuevas, se ha diseñado un amplio banco corrido que permite dar más juego en combinación con las mesas y las sillas para poder moverlas en función de las necesidades de cada momento.

Zona central. “Para este espacio, propusimos colocar grandes mesas, como la central y más grande del local, sobre la que descansan tres lámparas de fibra natural. Estas mesas de grandes dimensiones permiten funcionar como una mesa para grupos grandes, como mesa compartida o también como mesa de desayunos del hotel”, explican desde el estudio.

El resto del espacio central se diseñó para combinar mesas redondas, cuadradas y rectangulares con el objetivo de poder jugar con diferentes disposiciones según las necesidades de cada momento, y así ganar espacio para el máximo de comensales. La gran pared de mármol verde del fondo está vestida con un panelado de madera en listones a tono del suelo.

Imágenes cedidas: © Jordi Canosa