Salamander: “La ventana es un elemento de unión entre la fachada y el diseño interior”

Soluciones con un diseño innovador, personalizables, tangibles, sostenibles, duraderas y orientadas al futuro, así son los productos que desarrolla la centenaria firma Salamander. Conocemos la filosofía de la marca de la mano de sus tres socios gerentes: Wolfgang Sandhaus, Till Schmiedeknecht y Götz Schmiedeknecht.

De izq. a dcha. Wolfgang Sandhaus, Till Schmiedeknecht y Götz Schmiedeknecht.

Como uno de los principales fabricantes europeos de sistemas para puertas y ventanas de PVC, ¿qué tendencias destacaríais a la hora de diseñar este tipo de productos?

Götz Schmiedeknecht. La digitalización permite hoy en día personalizar cada ventana en función de unos requisitos climáticos, estáticos, energéticos y estilísticos específicos. Técnicamente, pueden fabricarse a menudo, sin excesivo gasto adicional, todo tipo de ventanas. La importancia de la tipología disminuye así y se convierte en un elemento puramente estilístico. Dependiendo de la zona climática y de la orientación, la ventana puede perfeccionarse en todos los sentidos para, por ejemplo, favorecer o limitar la entrada de energía solar, optimizar el aislamiento térmico o la entrada de luz, mejorar la ventilación natural o apoyar soluciones arquitectónicas típicas. Esto sitúa a la persona que habita ese espacio, y no al edificio o a la arquitectura, en primer plano.

¿Qué papel juega la ventana en la vivienda?

Till Schmiedeknecht. Entendemos la ventana como un elemento de unión entre la fachada y el diseño interior. La ventana da forma a la arquitectura de la casa, proporciona luz en las estancias y pone en valor el espacio habitable. Es en gran parte responsable del carácter de la casa o vivienda.

Apostáis por el máximo ahorro energético, ¿qué tipo de soluciones lleváis a cabo?

Till Schmiedeknecht. Gracias a las opciones de configuración personalizada descritas anteriormente, puede calcularse e implementarse un balance energético óptimo. El propio sistema de ventanas puede optimizarse ajustando la hoja y el marco en función de unas necesidades específicas. Dado que el marco, por lo general, no suele utilizarse como soporte, puede reducirse la cámara y sustituirse el refuerzo de acero por una espuma reciclada resistente a la presión. Esto conduce a una mejora muy significativa del valor Uf de 0,1-0,2. Al mismo tiempo, la mayor cámara de la hoja permite unas dimensiones de ventana óptimas con las que se puede mejorar la entrada de energía y luz, así como el consumo energético. El reciclaje y el uso de materiales con un punto de fusión bajo, como es el caso del PVC en lugar del aluminio, pueden mejorar considerablemente el consumo de energía primaria. En resumen, conseguimos el máximo ahorro energético teniendo en cuenta y optimizando todos los factores del ciclo de vida.

Estáis en el camino para convertiros en una empresa climáticamente neutra, ¿qué estrategia empresarial estáis siguiendo?

Wolfgang Sandhaus. Desde hace 100 años, Salamander utiliza la electricidad procedente de la energía hidráulica y desarrolla conceptos innovadores en el ámbito del reciclaje. Sobre esta base, aumentamos continuamente la proporción de materiales reciclados y el uso de materias primas renovables. Hoy en día, ya obtenemos el 100% de nuestra electricidad de fuentes de energía renovables. Una buena parte de la producción se realiza con nuestros propios sistemas fotovoltaicos y dos centrales hidroeléctricas. Seguimos evitando el consumo innecesario de energía y materiales mediante nuestro Lean Management y diferentes proyectos de digitalización.

«Desde hace 100 años, Salamander utiliza la electricidad procedente de la energía hidráulica y desarrolla conceptos innovadores en el ámbito del reciclaje»

¿En qué innovaciones en los procesos de fabricación y de producto estáis trabajando a día de hoy?

Till Schmiedeknecht. En el ámbito de la producción, estamos logrando, con la digitalización del proceso productivo, una mejora muy significativa de la eficiencia de todos los procesos de fabricación. Además, estamos trabajando en un sistema de seguimiento digital de cada barra de perfil hasta el cliente final. De este modo, se puede garantizar una calidad superior de forma sostenible e implementar un ciclo de material eficiente. Desarrollamos también innovaciones en el área técnica que superan los límites de la tecnología de ventanas y ofrecen un verdadero valor añadido al cliente final.

GreenEvolution es más que un sistema de perfiles, ¿en qué consiste esta plataforma? 

Götz Schmiedeknecht. Consiste en un sistema modular con el que el cliente puede configurar una ventana óptima que cumpla todos sus requisitos específicos, atendiendo a criterios tales como la situación climática, el tipo de ventana, la orientación o los acabados. El enfoque es similar a las estrategias de los principales fabricantes de automóviles. Una estrategia de componentes comunes permite minimizar la complejidad interna y maximizar la personalización externa del producto final. Al mismo tiempo, también introducimos con greenEvolution los acabados realMaterial: superficies de cobre, aluminio, madera y cuero reales que confieren a la ventana una sensación completamente nueva y personalizable. Combinamos las ventajas sostenibles de la ventana Salamander, como el aislamiento térmico, la durabilidad, la procesabilidad y el reciclaje, con las propiedades positivas del material y el diseño de las superficies táctiles.

Diseño, neutralidad climática, reciclaje al 100%…. ¿Qué nos podéis contar de Greta®?

Wolfgang Sandhaus. Con Greta® queremos demostrar que el reciclaje y un enfoque ecológico pueden ser absolutamente elegantes. Para ello unimos el reciclaje y el uso de energías renovables con un concepto de diseño basado en una óptica “Vintage” monocromática con aspecto de hormigón.

«Con Greta® queremos demostrar que el reciclaje y un enfoque ecológico pueden ser absolutamente elegantes»

Y sobre evolutionDrive Plus+, ¿cuál es su principal característica?

Till Schmiedeknecht. Es un nuevo sistema de corredera paralela que combina las ventajas de este tipo de sistemas, tales como el ahorro de espacio y el efecto de apertura en la estancia, con un alto aislamiento térmico y de estanqueidad. Con un alto vista reducido, maximiza la entrada de luz cumpliendo a la vez con los más altos estándares de diseño.

Con la mirada puesta tanto en el presente como en el futuro del sector, ¿cuál es la línea a seguir establecida por Salamander?

Wolfgang Sandhaus, Till Schmiedeknecht y Götz Schmiedeknecht. No creemos que exista LA ventana o tipo de ventana óptima. Queremos desarrollar sistemas que ayuden a los clientes finales a configurar la ventana óptima para sus necesidades específicas, es decir, “myWindow”. Para ello, son muy importantes factores tales como la luz o la eficiencia energética, pero también el diseño, las superficies y, sobre todo, la sostenibilidad. Desde el punto de vista técnico, utilizamos las posibilidades de la digitalización y la conexión en red para permitir una personalización significativa y una optimización en la funcionalidad de la ventana. Estamos convencidos de que a las actuales innovaciones de producto de greenEvolution le seguirán muchos otros proyectos interesantes.

Imágenes cedidas: Salamander